Luchar contra la Vespa Velutina

El problema de la Vespa velutina nigrithorax (más conocida como avispa asiática) está alcanzando cotas muy peligrosas en el Principado. No se actuó con prevención y coordinación suficientes para atajar el problema, por ello exigimos al Principado un cambio de estrategia para combatir a esta especie invasora.

Incluida en el catálogo de especies exóticas invasoras aprobado por Real Decreto 630/2013, de 2 de agosto, esta especie alóctona se ha expandido por toda la cornisa cantábrica, Navarra e incluso Cataluña. Se introduce en Asturias en 2014, siendo avistada en Julio de ese mismo año por apicultores en San Tirso de Abres.

Desde entonces, poco o nada ha hecho el Principado de Asturias, básicamente porque el principal mecanismo que se tenía que activar para evitar la propagación de este depredador era realizar una prevención adecuada, y coordinar una acción contundente desde el primer avistamiento. Algo que no se ha hecho, esperando que el problema se solucionase por arte de magia.

Avispa asiática, Vespa Velutina. fuente diputación de Guipúzcoa

En su lugar, se ha limitado a determinar una estrategia de detección y control desde la Consejería de Agroganadería y Recursos Autóctonos, desarrollada por la Dirección General de Recursos Naturales. Se ha dejado de lado la elaboración de un plan urgente bien coordinado, que incluya formación específica y amplia para erradicar esta especie invasora.

Algo similar han hecho desde el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente. La línea F del nuevo Programa Nacional de Medidas de Ayuda a la Apicultura en España, (2017-2019) incluye entre los objetivos el desarrollo de nuevos métodos para limitar los efectos de la invasión por Vespa velutina. Cero prevención, y como siempre a solucionarlo todo con ayudas.

Por culpa de la falta de formación, por ejemplo, en los bomberos, se enfrentan a esta plaga sin recibir apoyo del Principado. También falta mucha información, pues se están quitando avisperos o eliminando otras especies que no son avispas.

Al acabar con otras especies como abejas, orugas, mariposas, arañas, etc. se reduce la polinización y puede bajar la producción frutícola, dañando pomaradas y vides, además de las colmenas productoras de miel, dejando sin sustento a numerosos trabajadores y trabajadoras del campo. Recordamos que la pérdida en la polinización de cultivos, se traduce en 22 000 millones de euros anuales en Europa.

EQUO Asturies ya contemplaba en su programa electoral un plan de choque para luchar contra especies invasoras. Ya pasó con el plumero, ahora se está viendo la avispa asiática, pero hay otras como la uña de gato, la mimosa, el senecio, las tortugas de california, mejillones y ostras,  y un largo etcétera

Nido avispa asiática. foto Diputación de Guipúzcoa

Desde ADAPAS (Asociación en Defensa de la Abeja del Principado de Asturias), han señalado que la solución podría hallarse en la captura dirigida usando feromonas, lo que no perjudicaría al resto de especies de los hábitats de la Península.

Sea como fuere, desde EQUO Asturies instamos al Gobierno del Principado y al Ejecutivo central a buscar soluciones que impliquen algo más que la detección y control de la avispa asiática y de cualquier especie invasora. Exigimos que se actúe con la prevención, coordinación y efectividad adecuadas, y que se actúe con la premura suficiente para eliminar dichas especies, sin esperar que el tiempo o la inspiración divina solucionen el problema.

Intervención del coportavoz de EQUO Juan López de Uralde en el Congreso de los diputados sobre el tema:

Deja un comentario