El paraíso natural es una marca vacía

Asturias está gastando mucho dinero en hacer publicidad de la marca paraíso natural pero no gasta dinero en mantenerlo. No solo eso, este gobierno está dando pasos claros y contundentes para dañarlo severamente y de forma irreversible.

Isla de Deva en Castrillón. Fotografía de Agustín Orviz

Un paraíso natural no tiene el aire más contaminado del estado español. Un paraíso natural no ve como se queman los montes año tras año y se deteriora el suelo fértil que tardará décadas o incluso siglos en regenerar. Tampoco hace campañas para matar cormoranes, garzas y nutrias porque pescan en “nuestros” ríos.

“Los ríos no son nuestros, no son un parque acuático. Los seres humanos somos parte de la naturaleza de este ecosistema y cuando los destruimos estamos destruyendo nuestra casa y nuestro futuro. El gobierno antes de gastar dinero en una marca, debe parar de hacer políticas destructivas.”. Afirma Nacho Glez.  coportavoz de EQUO Asturies.

“El cambio en la ley de montes es demagogia que van a pagar nuestras nietas. La falta de protección de los cormoranes es aún más kafkiano que el tema de los lobos. En la misma línea se comercializa un turismo de avistamientos de fauna masivo que es matar la gallina de los huevos de oro. Otro error es la promoción de carreras masivas en entornos naturales, sean pedreros de la costa o Parques Naturales del interior. Hay que tener un objetivo claro de lo queremos y necesitamos. Y trabajar por ello”. Afirma Olga Álvarez, coportavoz de EQUO Asturies.

[Tweet “Queremos una tierra para vivir, no un parque temático”]

Reclamamos al gobierno de Asturias que haga una política coherente de conservación y promoción del Paraíso Natural. Queremos que dote de contenido real a las campañas publicitarias. También necesitamos un turismo responsable que aporte riqueza a nuestra tierra pero que tenga la vista puesta en el largo plazo.

Una tierra para vivir

Queremos tener una tierra para vivir, no una postal de parque temático. Eso implica tener seriedad en la imposición de las restricciones y cuidar nuestro patrimonio. Con seriedad y con realismo, más allá de arengas oportunistas. Las declaraciones de quienes están en la vida pública deben ayudar a concienciar a la sociedad del valor de nuestro patrimonio natural real. Un patrimonio en el que está la garza, la nutria, la víbora o nuestra trucha autóctona. Ni las especies invasoras forman parte de ese patrimonio, sino que son una amenaza para él, ni el hormigón despilfarrado forman parte de ese patrimonio.

[Tweet “hay que cuidar nuestro patrimonio con seriedad y realismo”]

Queremos a nuestro paraíso, para disfrutarlo y para vivir en él. Para EQUO, Asturias Paraíso Natural no es una marca, es una razón para luchar, es un sitio para vivir, es un ecosistema para conservar.

Deja un comentario