Por un tren sostenible en Gijón


Apoyamos la iniciativa de la Federación de Asociaciones de Vecinos de Gijón para conseguir un compromiso real, basado en un proyecto ejecutable y con un presupuesto comprometido sobre el plan de vías de Gijón

Después de muchos años de despropósitos y mentiras, es necesario poner plazo y coste a lo que Gijón quiere hacer con el tren.

El Plan de Vías debe tener como objetivo principal un plan de movilidad sostenible y de futuro para Gijón. El objetivo no puede, ni debe, ser estético ni de especulación urbanística, sino que debe buscar el fomento del uso del ferrocarril como medio de transporte público principal para entrar y salir de Gijón. El monstruo creado durante años en torno al llamado plan de Vías y el llamado metrotrén, que nunca han existido en la realidad más que como elemento de marketing y de demolición, debe servir para crear infraestructuras que proporcionen un beneficio real a la ciudadanía.

Por ello, entendemos que el proyecto que se desarrolle debe contar exclusivamente con recursos públicos. En ningún caso se debe contar como fuente de financiación con la especulación en torno a los terrenos del solarón. Esos terrenos deben convertirse en un espacio verde de esparcimiento y deportivo, necesario en el centro de la ciudad.

Dado que el dinero será público, las infraestructuras que se creen deben tener unos objetivos específicos, coordinando todas las administraciones implicadas y buscando la movilidad sostenible. Los beneficios de estas obras no deben ser para las grandes constructoras, sino para la ciudadanía.

Estación derruida en la plaza del Humedal

Entendemos que debe construirse una estación intermodal y comunicar esta con el túnel existente, así como estudiar si es posible ubicar estaciones finales para los recorridos de cercanías en Begoña y el Bibio. Todo ello enmarcado en un plan de movilidad real de Gijón. El futuro del ferrocarril en Asturias debe pasar por una mejora de las cercanías, olvidándose del proyecto irrealizable y contraproducente del AVE a Gijón. Hay que reducir el uso del vehículo privado y pensar en una movilidad de futuro.

Así mismo, es necesario que se audite el trabajo de Gijón al Norte. Gijón tenía una estación de tren que funcionaba y un acceso por carretera que funcionaba. Después de muchos años, se ha gastado dinero y se ha demolido una estación. Queremos que se conozca con exactitud cuanto dinero se ha gastado en esta aventura y en qué.

Sobre nosotros Pepín Fernández

Ingeniero técnico industrial, trabaja en el sector de las telecomunicaciones. Vinculado al alto Nalón y residente actualmente en Gijón. Sin militancia política política previa, lleva en EQUO desde el año 2012. fue miembro de la mesa de coordinación de EQUO Asturies desde marzo de 2014 hasta noviembre de 2015, cuando presentó su dimisión.

Deja un comentario